9 buenas razones para entrenar con tu propio peso

Mujer haciendo un plank

Ponerse en forma no tiene por qué ser tan complicado. Los entrenamientos con el peso de tu propio cuerpo son la opción perfecta para mejorar tu nivel de forma física, alcanzar tus objetivos y tener una buena salud. Y lo mejor de todo es que puedes hacer los ejercicios prácticamente en cualquier lugar. ¿Aún no te hemos convencido? Irás cambiando de opinión a medida que leas nuestras 9 buenas razones para pasarte al entrenamiento con tu propio peso.

 

1. Los entrenamientos con el propio cuerpo son efectivos

Mucha gente cree que no es posible aumentar la fuerza y la masa muscular con el peso del propio cuerpo, pero esto no es cierto. Aunque los entrenamientos con el propio peso no te lleven mucho tiempo, hacen que lo des todo. Son la combinación perfecta de entrenamientos de fuerza y de resistencia. Los breves descansos mantienen tu frecuencia cardíaca alta, haciendo que este entrenamiento sea un auténtico incendio de grasa. Además, no importa cuál sea tu nivel de forma física: siempre será un entrenamiento exigente y estimulante: garantizado.

2. Los ejercicios con el propio peso son funcionales

Los entrenamientos funcionales incluyen movimientos similares a los que llevamos a cabo en nuestro día a día. Estos ejercicios pueden ayudarnos a mejorar nuestra habilidad a la hora de realizar tareas diarias o prevenir lesiones. Algunos ejercicios comunes del entrenamiento con el propio peso son los burpees, las sentadillas o las flexiones. Al haber innumerables variaciones de estos ejercicios, te garantizamos que nunca te aburrirás. Esto nos lleva directamente al siguiente beneficio:

3. No necesitas equipación

Ni pesas, ni kettlebells para hacer estos ejercicios: todo lo que necesitas es el peso de tu propio cuerpo. Aunque los entrenamientos son cortos, también son bastante intensos, lo que significa que son más que suficientes para transformar tu cuerpo de forma positiva. Y si alguna vez necesitas algo de peso extra, siempre puedes añadirlo con una botella de agua o lo que se te ocurra. Como una calabaza.

Hombre haciendo abdominales

4. Mejora tu equilibrio

¿Alguna vez has probado a hacer sentadillas con una sola pierna o estocadas? No es nada fácil mantener el equilibrio, ¿a que no? Al incorporar estos ejercicios a tu rutina, podrás mejorar tu equilibrio y trabajar en la estabilidad del core al mismo tiempo.

5. Ahorras tiempo y dinero

Dos ventajas clave del entrenamiento con el propio cuerpo son el tiempo y el dinero que ahorrarás. Estos ejercicios los puedes hacer en la comodidad de tu casa, ahorrándote el tiempo y el esfuerzo de coger el coche o la bici para desplazarte y tampoco tendrás que pagar las caras tasas del gimnasio. Así podrás gastarte ese dinero en ropa deportiva nueva o en algunos accesorios.

Mujer haciendo un plank

6. No tienes que preocuparte de los horarios de apertura

Como con el entrenamiento con el propio peso no necesitas hacer el viajecito al gimnasio, puedes irte despidiendo de los inconvenientes horarios de apertura. Por las mañanas en el parque antes de ir a trabajar o por la tarde-noche en tu casa. Lo que tú prefieras, puedes entrenar cuando quieras y donde quieras.

7. No hay lugar para el aburrimiento

Lo has leído arriba: con el entrenamiento con el propio cuerpo puedes personalizar todos los ejercicios. Es perfecto tanto como para los que se estrenan como para los entusiastas del fitness. Como puedes modificar cada ejercicio, no tendrás un momento para aburrirte. Cambia los ejercicios, tómate descansos más cortos, aumenta la intensidad. Cuanta más variedad, mejor. Entrena con tus amigos para mantener la motivación por todo lo alto.

Amigos entrenando

8. Puedes entrenar en cualquier sitio

No importa si estás en casa, visitando a tu familia o de viaje: puedes hacer estos ejercicios en cualquier lugar, tu entrenamiento con el propio peso siempre va contigo. Así que despídete de las excusas baratas. Verás resultados positivos en nada de tiempo.

9. Quemas grasa rápido. Muy rápido.

El verano ya está a la vuelta de la esquina. Por eso esta última razón es seguramente la más convincente para pasarte al entrenamiento con el propio cuerpo. Los intensos ejercicios a intervalos te ayudan a estimular el metabolismo en cuestión de minutos. Debido al efecto afterburn, sigues quemando calorías incluso horas después de haber acabado el entrenamiento. Así que, ¿no te parece razón suficiente para ponerte a entrenar?

¿Te hemos convencido ya para que empieces a entrenar con tu propio cuerpo o es que ya lo has probado? Cuéntanos qué te parece en los comentarios de abajo: estamos deseando saber conocer tu opinión.

Runtastic Results Icon IOSApple Store

Runtastic Results Icon AndroidGoogle Play

***

CALIFICA ESTE ARTÍCULO

adidas Runtastic Team ¿Quieres perder algo de peso, ser más activo o mejorar la calidad de tu descanso? El equipo de adidas Runtastic te da consejos útiles y te inspira para que alcances tus metas. Ver todos los artículos de adidas Runtastic Team »

Leave a Reply